Els Pirates de les Flors

El passat dia 5 de març, dins de les activitats programades en el projecte d’Erasmus+ Europe United by Dancing, ens van visitar uns simpàtics pirates de la Residència de la Tercera Edat d’Almassora.

Maria (mare d’un alumne de segon i psicòloga de la residència) i Salva (l’animador) van dissenyar i capitanejar una activitat meravellosa i a una tripulació que ens va furtar el cor.

Aquest grup d’avis van connectar ràpidament amb els xiquets i al llarg de vàries cançons i coreografies ens van fer gaudir a tots, van compartir la seua vitalitat i ens van transmetre uns coneixements i unes ganes de viure que ens van conquistar a alumnes i mestres.

Us convidem a veure el resum d’una de les tres representacions que van fer i els transmetem tot el nostre agraïment i el desig que en aquestos dies tan incerts i perillosos per a ells, estiguen sans i estalvis.

LOS PIRATAS DE LAS FLORES

El pasado día 5 de marzo, dentro de las actividades programadas en el proyecto de Erasmus+ Europe United by Dancing, nos visitaron unos simpáticos piratas de la Residencia de la Tercera Edad de Almassora.

Maria (madre de un alumno de segundo y psicóloga de la residencia) y Salva (el animador) diseñaron y capitanearon una actividad maravillosa y a una tripulación de piratas que nos robaron el corazón.

Este grupo de abuelos conectaron rápidamente con los niños y a lo largo de varias canciones y coreografías nos hicieron disfrutar a todos, compartieron su vitalidad y nos transmitieron unos conocimientos y unas ganas de vivir que nos conquistaron a #alumno y maestras.

Os invitamos a ver el resumen de una de las tres representaciones que hicieron y los transmitimos todo nuestro agradecimiento y el deseo que en estos días tan inciertos y peligrosos para ellos, estén sanos y salvos.

Un reencuentro – 20 años después

Los bailes regionales vuelven a La Marina

Hacía ya casi veinte años que las paredes de La Marina no escuchaban  “Les jotes” i les “Cançons del Corpus” típicas de nuestra tierra

Este año  gracias a Erasmus+ y, sobretodo, a la colaboración de la Maesta jubilada Marisa Miralles, en nuestro centro se volverán a escuchar y a bailar las canciones y bailes de nuestro folclore que animan y enriquecen nuestra fiestas y eventos.

La colaboración tiene lugar dentro de la asignatura de Educación Física en cuarto curso, donde se ha adaptado la programación para dar cabida a esta enriquecedora actividad de expresión corporal que aúna movimiento y coordinación desde un enfoque multicultural y coeducativo.

La actividad nace dentro del proyecto Erasmus + “Europe United by Dancing” que estamos desarrollando a lo largo de este curso y el que viene, con el objetivo de dar a conocer a los alumnos una tradición y un bagaje cultural que, en lucha desigual con otras manifestaciones culturales, está perdiendo terreno con el paso del tiempo. Partimos desde este humilde objetivo pero no renunciamos a cotas más altas y con la colaboración de maestros, alumnos y padres, quien sabe si podremos llegar a formar un grupo de daza que permita al alumnado de La Marina aprender, disfrutar y representar al centro en eventos culturales.

De momento nos alegramos con poner esta semillita y volver a escuchar panderetas y castañuelas por los pasillos.

Un baila solidario

El pasado mes de diciembre se llevó a cabo un año más el “Mercadet solidari”. La colaboración entre alumnos, profesorado y padres posibilitó una vez más esta maravillosa actividad con un resultado siempre productivo tanto por la aportación que se hace con la recaudación a una asociación como por la cantidad de conocimientos y valores que se pueden trabajar y transmitir a los alumnos.

Este año la recaudación fue destinada a AANTEA que son las siglas de “Ayuda a Niños con Trastorno del Espectro Autista”. Esta organización está trabajando en diferentes programas y proyectos para mejorar la calidad de vida, la socialización y la inserción laboral de personas con TEA. Cuando se les sugirió formar parte de la acción solidaria aceptaron encantados y se ofrecieron a colaborar en lo que hiciera falta.

El mercadillo solidario consistió en un rastrillo de juguetes usados cuya recogida, adecentamiento y preparación para la venta corrió a cargo del AMPA, también hubo una parada con cocas y tartas, cafés y refrescos aportados por padres voluntarios y finalmente una paradeta que montó AANTEA para dar información sobre sus actividades. Las paradetas del rastrillo y de comida, regentadas por maestros y alumnos del ciclo superior llevaron a cabo su labor en un ambiente lúdico y festivo amenizado por música y por bailes de alumnos que atraían al personal hacia las paradetas y finalmente el mercadillo recaudó cerca de 500€.

La cantidad exacta fueron 497€ que han sido entregados hoy por dos alumnos de tercer ciclo en un pequeño acto que pone punto y seguido al compromiso del centro con esta asociación y con las causas solidarias.